Reservado

REF: ES218

VIVIR EN UNA CASA A UN PASO DE LA PLAYA Y EL GOLF DE MATALEÑAS

Santander / Cantabria Ver en mapa
529.000€ Me interesa

Una casa especial en la que vivir y de la que hacer tu hogar sin renunciar a la tranquilidad que supone estar dentro de una exclusiva urbanización privada, con piscina, de casas adosadas en La Pereda.

DETALLES

En un entorno residencial exclusivo que brinda absoluta privacidad y que te permitirá vivir cada día disfrutando del privilegio que supone estar a dos minutos caminando del fantástico Parque de Mataleñas, con su espectacular paseo bordeando la costa, y un escenario único en su práctica, el Campo de Golf de Mataleñas.

DISTRIBUCIÓN

Esta propiedad de 3 alturas y una planta baja adicional permite llegar a la playa de Los Molinucos en apenas 3 minutos, está muy próxima también a las playas del Sardinero y a la playa de Mataleñas. Cuenta con todos los servicios al alcance de la mano y goza de muy buena comunicación.

Más de doscientos metros cuadrados, revestidos con altas calidades, enmarcan una distribución vertical perfecta para separar ambientes, con la mejor distribución, 5 habitaciones dobles, cocina, 3 baños y 1 aseo, un gran salón-comedor con amplios ventanales y con salida a una generosa terraza con la mejor orientación al Suroeste que hará las delicias del más exigente.

  • Piscina
  • Calefacción
¿Te interesa? Envíanos un correo con tus dudas
Consentimiento*
¿Quieres visitarlo?

Solicita una visita desde aquí

Con una excelente

Ubicación

Santander / Cantabria

La Pereda - Valdenoja, es una zona residencial junto al Sardinero por la que ha crecido la ciudad de Santander, una situación muy bien rodeada, junto a las playas, el Campo de Golf de Mataleñas, el Faro de Cabo Mayor que preside la Bahía de Santander, privilegiado balcón al mar y a la Ciudad, es hoy una de las construcciones más emblemáticas y sugerentes para los ciudadanos y visitantes de Santander.

La configuración física de este espacio viene definida por su particular geomorfología, marcada por las playas y acantilados de su borde costero y un accidentado relieve con cotas máximas de 50 metros de altura sobre el nivel del mar.

Emplazada históricamente en la periferia de la ciudad, el área de Cabo Mayor y Cabo Menor ha acogido usos y funciones relevantes: señal marítima, enclave defensivo, hipódromo, camping, parque público, campo de golf, hito turístico, etc., constituyéndose en uno de sus espacios de mayor variedad paisajística y ambiental.

phone